Aperitivos.

La historia de los aperitivos se remonta a la Antigüedad, aunque es en la Edad Media que los monasterios se convirtieron en centros especialistas en la preparación brebajes con hierbas. Ya desde el siglo XIX, en Turín, Italia, licoristas con apellidos como Martini, Cinzano, Gancia o Campari fueron los primeros en mezclar las hierbas con bajas graduaciones de alcohol. Esta combinación de alcohol de baja graduación y hierbas es el componente básico de los aperitivos, una amplia gama de bebidas que alguna vez fueron brebajes, caracterizadas por ser de consumo social y urbano.
La finalidad del aperitivo  es  preparar al comensal para despertar el apetito y el posterior disfrute de la comida principal que se servirá. El aperitivo suele usarse en fechas especiales, festivas, pero no es común a diario. Para el mismo es recomendable servir vinos blancos o espumosos secos, refrescos, vermouth, cerveza;  acompañados con entremeses como: quesos, vegetales secos cortados en forma de bastones,  acompañados de alguna salsa o  crema liviana, así como aceitunas, patatas fritas, patatas bravas, croquetas. Los aperitivos suelen servirse  en la sala, antes de pasar al comedor para la cena. 

fuente:wikipedia
Publicado por Renzo Bossio
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: